viernes, 16 de junio de 2017

Crítica de Hombre de Familia


Dane Jensen es un cazador de talentos exitoso debido a su constante determinación por cumplir con las metas establecidas del Corporativo sin importar que deba jugar sucio en varias de las negociaciones. Debido a la competitividad de un cargo, debe entregarse por completo por ganar más al final deberá elegir entre su ambición o su familia, en especial su hijo.

Son de esos dramas que te ponen a pensar sobre lo más importante de la vida. No cabe duda que Bill Dubuque entregó un guión complejo tanto en el desarrollo del protagonista como su contexto laboral, ya que esas circunstancias conforman la realidad en la que vive un padre de familia, bueno no todos, aunque parece estar predisponiéndose desde la juventud, antes de tener hijos.

El director Mark Williams no posee mucha experiencia al respecto, pero entre el elenco y su guionista, lo ayudaron a crear esta conmovedora historia de amor y conciencia. No existe tanto melodrama como se creyese, cada encuadre captura la esencia desprendida por los actores creándose esa atmosfera equilibrada de tensión, humor y drama.

A Gerard Butler no tienden a generarle buena riqueza en la Taquilla y es una gran lástima porque quedó perfecto en este rol. Su encanto pasa a segundo plano liberándose una actitud impresionante y digna de identificarse. Su desempeño es notable al lado de Maxwell Jenkis, sus escenas de padre e hijo son muy maduras considerando la gran diferencia de edad.

Este dúo se la lleva tranquila, no hay apuros, disfrutan el momento en conjunto con el resto para darle seriedad a los momentos. Maxwell se benefició del profesionalismo de Butler y a su vez le hizo el trabajo fácil. La química entre los dos es reconocible, se nota en sus expresiones conforme escenifican el tratamiento médico.  

Gretchen Mol es genuina como la madre y  a su vez inyecta intensidad en sus escenas con Butler, existe una en especial, la del Día de Gracias que se torna efectivamente emocional. Willen Dafoe, Alfred Molina, Alison Brie y Anupam Kher estarán limitados en tiempo pero su contribución no sólo le da presencia a la adaptación sino terminan dejando su huella.

Desafortunadamente en la función me tocaron cuatro mujeres delante de mí, de las cuales ya estaban demasiadas grandes como para hacerse las graciosas. En las dos horas, nunca pararon de bromear, faltar al respeto y ser terriblemente sarcásticas. Traté de no hacerle caso pero vaya que su presencia simplemente no me dejó conectar emocionalmente con esta gran historia.

Tenía meses que no me tocaba esta mala experiencia y espero sean meses para que se vuelva a repetir. Para todas aquellas personas que creen que ir al cine es lo mismo que ir a un antro, deberían aprender a diferenciar porque una película de este tipo merece disfrutarte. Además el público presente merece respeto porque también pagaron por verla y en buena forma.


sábado, 10 de junio de 2017

Crítica de La Momia (The Mummy)


En realidad han pasado 18 años desde que salió la adaptación de Brendan Fraser, todavía 9 años desde La Tumba del Dragón Emperador. Confieso que ver estos reinicios tiende a ser duros en un principio y muy en especial de esta franquicia que desde mi adolescencia solía verlos repetidamente por ser y seguir siendo una de mis favoritas.

Aún así haré mi esfuerzo de desligarme del pasado, evadir la nostalgia y tomar esta apertura por lo que verdaderamente es: una gran oportunidad para poner el universo de monstruos y dioses en marcha con historias frescas y modernas. Lamentablemente Universal Studios empezó con el pie izquierdo considerando su débil debut en la Taquilla, pero aún no es demasiado tarde.

Ambientada en la actualidad, el soldado Nick Morton y su compañero Chris Vail accidentalmente descubren una tumba prohibida durante una de sus misiones de reconocimiento. Tras aventurarse a lo desconocido, liberan a una contenida fuerza del mal cuyo propósito es dominar al mundo como se le fue arrebatado hace cinco mil años.

Dark Universe en definitiva juega un papel esencial mediante Prodigium, funcionando como S.H.I.E.L.D. en el centro de la atención, resulta lo más sensacional de esta adaptación. Sus técnicas, investigaciones, armas y esencialmente en manos del Dr. Henry Jekyll, lo cual hace fascinante esta cacería de lo sobrenatural tratándose de un monstruo icónico.

Russell Crowe termina robando como debía hacerlo, después de todo, esa era la intención dada su influencia. Aunque siento que esa escena conflictiva con Tom Cruise fue el justificante necesario. No me malinterpreten, este reinicio comparte su buena dosis de sustos pero imprevistamente se desenvolvió bajo el mismo tono humorístico de la trilogía de Stephen Sommers.

En cuestiones de Arte, cinematografía y efectos especiales, me temo que la versión de 1999 sigue siendo la más épica seguida de la segunda parte. Además de que se sigue extrañando a Fraser y Rachel Weisz como los O’Connells explorando las tumbas en busca de reliquias, evadiendo trampas y en los años treinta, cuando la tecnología no era como hoy  en día.

Cruise cumple con las expectativas y su química con Annabelle Wallis es respetable, Sofia Boutella es fenomenal y Jake Johnson es un cómico con participación limitada. Cada uno se esfuerza en entregarnos una entretenida historia de horror y dentro de lo que cabe, lo lograron aunque haya sido más al estilo del universo cinematográfico de Marvel.

El guionista y director Alex Kurtzman se respaldó en Inframundo, aunque me hubiese gustado más profundidad en el desenvolvimiento de los personajes. Demasiada risa no va de la mano con el suspenso u horror, además Londres jugó un papel más fuerte que Egipto y La Momia en sí sólo sirvió de conducto para posicionar a otro monstruo.
Tampoco concuerdo en que sea una basura como se ha estado reseñando. En su defensa, me parece tremendamente divertida, contiene su dosis de acción entremezclada con suspenso, hubo algo de innovación en el horror dándole sentido de zombificación a las momias y ni se diga de las buenas actuaciones.

Dada la referencia al Libro de Horus, lo sucedido con Imhotep podría formar parte de este nuevo universo porque no afecta en lo absoluto. Verdaderamente son otros tiempos con otros personajes y he aquí el potencial, aunque Universal Studios tendrá que prestar mucha atención en sus siguientes producciones porque sacrificar la ambientación clásica la puso en la cuerda floja.
      

sábado, 3 de junio de 2017

Crítica de Mujer Maravilla (Wonder Woman)


Distante a Batman Inicia pero sin duda una mejoría sobre Escuadrón Suicida y Batman Vs. Superman, en cuestiones de buena narrativa, ingenuidad y recreación contextual. La única comparación sería con Capitán América: El Primer Vengador y desde ese aspecto, Marvel sigue teniendo la mejor mano aunque DC Comics ya está entendiendo el mensaje.

Lo digo porque esta adaptación maneja un mensaje importante para la humanidad hoy en día: el amor y su comprensión. El detalle es que se mantiene en la superficie sin profundizar en la controversia hasta el grado de carecer de un antagonista, lo existen pero en sí sólo de relleno cuando pudo haberse invertido más escenarios a sus desenvolvimientos.

En cuestiones de historia, Diana pudo haberse cuestionado sobre el papel de la mujer en esta era, haberlas defendido como inspirado a luchar. Entiendo su enfoque humorístico, aunque no puedo evitar sentirla extensa en su duración considerando que sólo la vemos lucir ese intrigante atuendo en dos secuencias de la acción de la cual una se posiciona como la más épica.  

Tal parece la Guerra es el enemigo y los efectos especiales supieron implementarse con un toque de frescura e innovación. En momentos recae en la saturación mas su sentimentalismo entremezclado con humor la mantiene a flote.  Mucha belleza por admirarse en el primer acto, de ahí los hechos se contrastan con una misteriosa oscuridad.

Diana Prince recibe el mejor tratamiento posible aunque no puedo evitar sentir que Chris Pine termina robándose la función como el Capitán Trevor. No me malinterpreten, Gal Gadot se esfuerza en entregarnos lo que nos encantó de ella en Batman Vs. Superman,  mas no la siento a la altura de Anne Hathaway, Scarlett Johannson o Krysten Ritter, no aún.

Quizás se deba a que Pine interpreta la verdadera esencia de lo que es ser un hombre dentro de una guerra, estilo manejado exitosamente en Capitán América y en Thor. Gadot nos entretiene pero Pine nos conmueve. En cuanto a Robin Wright, Danny Houston, David Thewlis, Connie Nielson Y Elena Anaya, me temo que sus participaciones son breves.

El guionista Allan Heinberg ha escrito comics en el pasado, pero nunca se había hecho cargo de una película completa. Se nota la inexperiencia y siendo su primer trabajo, no estuvo nada mal después de la intensa oleada de negativismo recibidas por Escuadrón Suicida y Batman Vs. Superman.

Y ya que tocamos el punto, Patty Jenkis fue la mejor decisión tomada por el estudio porque esta dirección es justamente la necesaria para respaldar el universo de DC Comics. Considerando su buena recepción, indudablemente habrá una secuela en un futuro cercano de la cual esperaré con gusto porque esta heroína tiene mucho por ofrecernos.  

sábado, 27 de mayo de 2017

Crítica de Piratas del Caribe: La Venganza de Salazar (Dead Men Tell No Tales)


En una encrucijada por romper la maldición de su padre y detener la macabra venganza del Capitán Salazar, Henry Turner se asocia con Jack Sparrow y Carina Smith para buscar el Tridente de Poseidón, un poderoso artefacto con la capacidad de darle al poseedor el absoluto control de todos los mares.

Los elementos que hicieron popular a la primera están presentes en esta quinta entrega que pese a la controversia que han generado sus malas reseñas, se destaca como una mejoría de lo explorado en Navegando Aguas Misteriosas y En El Fin del Mundo. Nada mal para los jóvenes directores Rooning y Sandberg de la serie de Marco Polo.

Como era de esperarse, tenemos una producción equilibrada con acción, comedia, aventura y sentimentalismo. Así es, cada uno de los protagonistas comparte un objetivo común desde sus perspectivas personales y siendo lo mejor es que todos sin excepción comparten la misma atención  en pantalla.

Johnny Depp será el titular pero en sí se carece de un autentico protagonista y aquello es genial porque tanto Brenton Thwaites como Kaya Scodelario salieron a relucir aunque no a la altura de Keira Knightley y Orlando Bloom. Lamentablemente estos dos veteranos cuentan con una presencia fugaz, esencial para la trama pero con deseos de haberlos visto mucho más.

Jack Sparrow sigue siendo el mismo en manos de Depp, no existe nada nuevo a excepción de su origen en contraste con Geoffrey Rush cuyo personaje de Barbossa sigue evolucionando ante su profundidad emocional y vínculo central. Bienvenida es la villanía de Javier Bardem, Salazar es una fuerte amenaza para el elenco y ni se diga del fascinante cameo del Paul McCartney.

Todo pareciese indicar que se trata de la última entrega, que si llega a serlo, sería una decente forma de hacerlo posteriormente de los cabos sueltos de las antecesoras. Cambiar al guionista por Jeff Nathanson fue una sabia decisión por haberle puesto corazón, aunque hizo falta desenvolver a los personajes, sobretodo a Jack debido a su acostumbrada superficialidad.

No pueden faltar secuencias raras, en cierta manera hace ver a los efectos especiales en momentos irreales y en otros, el concepto brilla ante la calidad ejecutada en Salazar como su tripulación. Sentí un poco de descuido en su cinematografía, nada atrae a excepción de las últimas dos localizaciones, además hizo falta nitidez e iluminación ya que la oscuridad sobró.

Fue muy similar a la original, en cuestiones de estructura, música, sonido, combates y efectos; es bueno regresar a sus raíces aunque se quedó lejos de Mundo Jurásico y El Despertar de la Fuerza. Lo hecho, hecho está y al final la promesa de una aventura ha sido entregada con entretenimiento y se agradece el esfuerzo de haber salvado este inusual legado.

sábado, 20 de mayo de 2017

Crítica de La Cabaña (The Shack)


Basada en la novela de William P. Young, cuyo manuscrito fue rechazado por 26 editoriales que si no fuera por sus seres queridos con quienes fundó su propia compañía de publicaciones, nunca hubiéramos contado con esta maravillosa adaptación la cual lleva alrededor de dos meses en cartelera pese a la fuerte competencia de títulos de la primavera-verano.  

MacKenzie es un padre en riesgo de perderlo todo ante una tragedia familiar. Atormentado por su complicado pasado, es un hombre que se descarrilado al no poder ver más allá de su dolor, culpa a Dios por lo sucedido y bajo ese juicio, es llamado a La Cabaña para enfrentar de una vez por todas el origen de lo que lo condujo a este sendero de oscuridad, venganza y falta de amor.

En manos de un director inexperimentado, Stuart Hazeldine resultó ser un profesional en su modo de acercarse a este controversial relato. Hacerlo de la forma más humana posible y espiritual fue su mejor sello porque es imposible no compartir el dolor que experimenta el protagonista conforme descubrimos otro acercamiento a Dios y el significado de soltar como perdonar.

Nadie suele explorar estas tres poderosas identidades, a duras penas se hacen por separado y más si se centran en Jesús lo cual el guionista John Fusco lo describió aún mejor de lo percibido. Posiblemente haya mantenido una relación con el autor porque la esencia es notoria mediante sus representaciones e interacciones con el principal, se puede percibir en el diálogo.

De por sí su contenido es fácil de entender que con la mente abierta, uno puede encontrar veracidad en algunos puntos de vistas. Inclusive hasta respuestas con relación a la delgada línea entre el bien y el mal ¿Qué nos hace buenos o malos? ¿Pensamientos o acciones? ¿Por qué ciertas tragedias son permitas? Dato que Cuando Un Monstruo Viene A vernos nos los desenvuelve.   

Visualmente es una producción enriquecedora, los efectos especiales no caen en lo fantasioso sino en la belleza de la naturaleza y con esa misma me refiero también a la humana. Además con la música de Aaron Zigman (Lo Mejor de Mí) y la canción temática de Tim McGRaw en dueto con Faith Hill, no puedo haber estado en mejor manos.

De verdad estoy impresionado por el concepto utilizado en esta extraordinaria trama debido a la perfecta esencia en las que no sólo fue escrito sino llevado a cabo. Desde todos los ángulos, elementos y efectos, La Cabaña es una novela riesgosa de contarse por enfocarse en Dios, Jesús y el Espíritu Santo. Ahora entiendo porque su universalismo ha sido rechazado por las Iglesias.  

Al final del día es una película, pero no puedo negar la gran enseñanza que nos obsequia. Esa perspectiva que te hace ver las cosas de una manera distinta, fluida y con tanta libertad que quizás cueste aceptarse a la primera. La tragedia está escrita en todos lados, pero te ofrece respuestas a ciertas incertidumbres que en sí, terminan siendo coherentes.

Indudablemente recibiré muchas críticas negativas como me sucedió con Dios No Está Muerto, Belleza Colateral, Cuarto de Guerra, Milagros del Cielo y El Cielo Sí Existe, pero comparado con estas, La Cabaña se convierte en mi favorita de todas porque su forma de representarnos a Dios es magníficamente humana, sentimental y comprensiva.

Ha sido un buen que Sam Worthington no nos había entregado una actuación poderosa, aquí sin duda estuvo en su mejor momento al lado de los por sí talentosos Octavia Spencer, Radha Mitchell, Aviv Alush, Sumire, Tim McGraw y Alice Braga. Esta película la compraré en cuanto salga a la venta porque merece estar en mi librero y con eso creo que ya lo dije todo.
  

viernes, 19 de mayo de 2017

sábado, 13 de mayo de 2017

Crítica de Alien: Covenant


Diez años después de la expedición pérdida del Prometeo, la nave colonial Covenant se encuentra rumbo a Origae-6 cuando inesperadamente se ven enredados en una especie de misión de reconocimiento al descubrir otro planeta con la capacidad de sustentar la vida humana, sin embargo, este paraíso es sólo la fachada de un grotesco infierno que les aguarda.

En definitiva, hay mucho de qué hablar al respecto así que empecemos a lo bestia, así literalmente ¡Los nuevos monstruos alias los Neomorfos estuvieron espeluznantemente asombrosos! Su presentación fue justamente impactante para una franquicia dominada por el Xenoformo. Esta inserción le benefició a la acción porque las secuencias fueron innovadoras.

Más que un recuento de la original, Covenant sigue siendo una secuela a Prometeo por lo que el guión de John Logan y Dante Harper mantiene intacto ciertas temáticas como el Creacionismo, la percepción de un androide, la imperfección humana y lo que implica, la religión, creador-creación, la evolución, la muerte y esencialmente toda clase de vida como tal.

Dicho esto, se cuenta con un desarrollo individual-circunstancial de la tripulación del Covenant. Saber que todos están emparejados hace que se sufra más ante las desesperantes ejecuciones debido a que nadie está exento de la tragedia, ni siquiera los protagonistas sí es que logras identificarlos porque todos sin excepción cargan con el mismo peso narrativo.

Este elenco es de los mejores que me ha tocado observar porque más que integrantes con un propósito, está constituidos por familias cuyo propósito es establecer la vida en otros planetas. En Aliens lo escuchamos pero hasta este momento llegamos a comprender este concepto. Esperaba un involucramiento de las empresas Weyland o Yutani, quizás después.

Adentrándonos a los actores, Katherine Waterston es bastante diferente al papel de Ripley, tiene lo suyo y comparte ciertos ideales pero a diferencia de Ripley, cometió el error de ser confianza. En contraste con Billy Crudup cuya fe fue opacada por su ego mientras que la seriedad de Danny McBride rompió con su estereotipo para variar.   

Mis felicitaciones para el mexicano Demián Bichir quien es más que un solo pasajero, es fundamental para el mantenimiento militar de esta sobrevivencia, Carmen Ejogo y Amy Seimets son otras de las mujeres que logran ser representadas con fortaleza y que lo saben porque sus comportamientos fueron tan espontáneos bajo estás desafiantes circunstancias.

Michael Fassbender evoluciona al adoptar totalmente ese complejo de Dios como David como se revela en los primeros minutos. Su giro en el tercer acto es simplemente fenomenal que si no fuese por su sublime actuación en inclusive ambos roles, esta secuela no hubiese funcionado del todo porque su conexión con el pasado como el misterio de su futuro es esencial para este horror.

Sirve cuando el director tenga una carrera de arte porque antes de filmarla, Ridley Scott ilustra toda la película. Por esa razón, ya sabe exactamente lo que quiere y asimismo tanto técnicos como actores saben cómo abordar las escenas porque visualmente hablando, Covenant supera a todas las entregas pasadas.

Exteriores como el espacio durante las reparaciones de la nave, la funcionalidad de la computadora (emocionante contar con Madre), las secuencias en la ciudadela de los ingenieros como su arte y genocidio, la atmosfera del planeta y las tomas del Covenant mientras la vuela. Cinematográficamente se expresa con belleza pese al sangrerío y monto de cadáveres. 

El sonido te mantiene en tu asiento, siendo una mejoría su composición musical como el vestuario. No puedo evitar sentir a Alien Covenant como El Imperio Contraataca, pese a responder a varios preguntas mediante su ingenioso seguimiento a Prometeo, culmina no sin antes engancharnos para la siguiente travesía de una forma sugestivamente traumatizada.

Salí del cine con sentimientos mixtos, en parte esperaba fuese mucho más de horror, que cumplió con hacerme brincar un par de veces aunque en sí fue más el suspenso lo que me tuvo ansioso y las malas decisiones como reacciones de los personajes a excepción de uno que otro, como suele ser el caso. Eso sí, desde que inicia no te puedes despegar.

A mí me gustó mucho la de Prometeo y recién lo volví a confirmar, quizás no esté al nivel artístico, elegante o clásico de Alien y ni se diga de la acción como Aliens pero para eso está Covenant, para ir trazando el camino y vaya que lo hace dado que se percibe en su tonalidad. La tercera precuela podría adoptar toda la esencia viendo que estamos en transición.

Entiendo el negativismo sobre los Xenomorfos, aquí los tenemos a simple vista y no tanto operando en la oscuridad, lo cual concuerdo que es raro verlos tan nítidos. De igual forma, fue arriesgadamente provechoso porque a estas alturas era lo mejor que pudo haber hecho Scott; honestamente, hemos conocido su fisionomía desde que éramos niños.

Y curioso haber visto niños en las salas, hasta eso se portaron bien; esto me recuerda que también fui uno cuando me introdujeron a este mundo de horror. Como seguidor fiel de la saga, me encuentro satisfecho con lo que nos ha aportado Scott y me mantengo atento a la siguiente entrega de la cual espero  no exceda de los 2 años como prometió.



Como dato adicional: se siente todavía como un principio, este Xenomorfo sigue siendo incompleto a su visión aunque debo confesar que su reintroducción durante la escena de su primer y oficial origen en Covenant estuvo a la par la impactante escena de 1979.

sábado, 29 de abril de 2017

Crítica de Guardianes de la Galaxia Vol. 2 (Guardians of the Galaxy Vol. 2)


Nombrados como los Guardianes de la Galaxia tras asegurar una de las gemas, Peter Quill, Gamora, Drax, Rockey y baby Groot son contratados para defender unas baterías hasta que un imprevisto los pone en diferentes caminos de los cuales dependerá de cada uno hacer las paces y en el proceso, enfrentarse a su mutuo pasado para hallarle el sentido a la oscuridad.

Me gusta el modo en que James Gunn lleva a cabo esta segunda parte, no trata de recrear la magia de la anterior sino continuarla en un tono más profundo en cuestiones de desarrollo de personajes. Sin embargo, ante la ausencia de un autentico antagonista y un intermedio bastante pausado y simple, la hace deslizarse un poco de su intriga a pesar de la carismática dirección.

No suele faltar la risa, y en contraste con la tendencia que ubica a baby Groot como el favorito, este espectáculo termina robándoselo nada menos que Dave Bautista con su extrema seriedad, sarcasmo y tosquedad física. Ni se diga al lado de Bradley Cooper, lo cual su separación me hace extrañarlos porque la increíble química entre Drax y Rocket.

La revelación podría recaer en Michael Rooker cuyo rol de Yondu recibe un extraordinario tratamiento que ya muchos secundarios quisieran tener. Lo mismo va para Karen Gillan como Nebula. En sí son los claros ejemplos de cómo forjar un antihéroe. Nada que ver con los Shaw en Furiosos 8 y ya que lo menciono, Vin Diesel en la voz de Groot no tiene incentivo alguno.

La presencia de Sylverster Stallone sirvió para beneficiar a un actor en especial aunque no se descarta el potencial de verlo en la tercera. Chris Pratt sigue entregando buenas escenas como Star Lord y gracias a su interacción con el gran Kurt Russell quien para sorpresa de muchos, recibe el tan merecido tiempo y peso en pantalla que se le fue obstruido en Furiosos 8.

Interesantemente Zoe Saldana no participa tanto en la acción y quizás perdió peso considerando la vulnerabilidad de Nebula ante la invencible Gamorra del pasado. La inclusión de Pom Klementieff como Mantis es igualmente de bienvenida como la de Elizabeth Debicki. En sí que puedo decir, cada uno sabe lo que hace y por ende el elenco en general no decepciona. 

Hay mucho esfuerzo en mantener el estilo, Gunn lo demuestra en el guión aunque al final se haya quedado un tono por debajo de lo asombrosamente original que fue la anterior. Te hace reír hasta de más y se agradece como siempre. Por otro lado, como que le hizo falta una chispa a su soundtrack porque las canciones no fueron tan contagiosas como las del Volumen 1.

Visualmente la sentí desinteresada en su calidad durante la primera y última batalla grupal. No me malinterpreten, satisfacen pero muchas cosas suceden a la vez que es difícil enfocarse a una acción o personaje. Su lado positivo es que son lo bastante ocurrentes para aprovechar el momento de sacarte una carcajada o hasta una lágrima considerando su cinematografía.

Debo confesar que Escuadrón Suicida está bastante lejos en cuestiones de maquillaje, arte y vestuarios, Guardianes ha demostrado ser más creativo y eficaz en su proyección al no temerle a los colores vivos en contraste con su naturaleza oscura. Además su futuro apunta hacia el cosmos habiendo servido de base e introducción la primera adaptación de Dr. Strange.

La escena antes de rolarse los créditos es sentimental quizás siendo el resalte principal. Existe un mensaje y se cumple independientemente de que haya sido o no la ejecución adecuada. En cuanto a las cinco escenas durante los créditos, sólo tres estuvieron interesantes mientras que la final fue decepcionante.  En conclusión, una buena secuela en contraste con la de Iron Man 2 o Thor 2.


 

sábado, 25 de marzo de 2017

Critica de Power Rangers



El pequeño poblado de Angel Grove es puesto en peligro ante el despertar de la temible Rita Repulsa cuyo propósito es desenterrar el cristal Zeo para dominar la Tierra. Para ello cinco adolescentes son elegidos para detenerla no sin antes ser guiados por Zordon para acceder a la metamorfosis y así concretar el total alcance de sus poderes.

¿Realmente han pasado 20 años? difícil de creer que siempre han estado con nosotros desde 1994. Obviamente nos deslindamos conforme crecíamos, en mi caso sólo llegué a los Turbo. Aunque verlos de nuevo en la gran pantalla me brindó gozo, nostalgia y emoción, muy en especial por esta nueva narrativa a la Batman Inicia.

La inspiración en Christopher Nolan es evidente en Dean Israelite, quien de un día para otro adopta una mega-producción concluyéndola en una brillante dirección de la cual sus dos horas se desenvuelven en un satisfactorio instante. No se siente el peso de su drama la cual es pausada, de hecho su aventura, humor y efectos le inyectan ese dinamismo.

Lo esencial sucede hasta el tercer acto, me temo que uno debe esperarse pero en contraste con Batman Vs. Superman, su desarrollo circunstancial lo vale. No tanto en desarrollo personal, sino en estilo grupal ya que surgen una ingeniosa conexión durante la integración. Aquí los estragos fueron humanizados, en un sentido de percibir su inocencia, inexperiencia y escepticismo.

No son los Power Rangers que estábamos acostumbrados a ver, por lo que quizás sea duro de aceptar por tener los recuerdos muy arraigados. Cuestión de poner la mente en blanco ante aquellos ajustes necesarios. Desde esta perspectiva, el guionista John Gatins hizo un tremendo trabajo en ambientarla dentro de un horizonte moderno, real y sociológicamente contextual.

Sorpresivamente  es inspiradora debidos a los valores promovidos, no se niega su corazón, espíritu y mensaje. La fe estuvo perfectamente depositada en Dacre Montgomery, Naomi Scott, RJ Cyler, Becky G y Ludi Lin. Verdaderamente distintos a los cinco originales más fuera de ello, auténtico en su personalidad y acercamiento de sus respectivos personajes.

Lo que me gusta de este enfoque es la precisión en mantenerse solamente dentro de sus razonamientos ya que conforme van descubriendo los cristales, adoptan conciencia en base a las capacidades adquiridas. Es un elenco atractivo con el que indudablemente podrás identificarse o aspirar a formar parte de uno por lo tan enganches que resultan estos simpáticos jóvenes.

Contamos con una variedad de referencias a Transformers, Duro de Matar y Marvel; cada uno de los actores las manejan apropiadamente. Quizás Bill Hader haya robado la atención con su voz en Alpha 5, ni se diga de Bryan Cranston como Zordon y por supuesto Elizabeth Banks como Rita, de estos dos uno se queda con deseos de indagar en sus pasados, quizás una precuela.

Visualmente trata de diferenciarse del resto aunque a estas alturas es demasiado complicado. Lo bueno de haberse limitado a la introducción de los nuevos héroes, ya que como vengo comentando, estos no son los Power Ranger que conocemos, al menos no aún, les falta experiencia y herramientas pero por el momento será suficiente.

Obvio que lo mejor vendrá con la segunda en víspera de la fugaz escena posterior a los créditos. En lo que cabe, cumple con las expectativas, y más por esas dos apariciones especiales en el clímax. No necesitas ser un viejo seguidor para entenderla porque es todo un reinicio, por sí sola se aprecia, aunque si eres un fan, será un plus.

JOVEN TALENTO TIJUANENSE EN UNA CHARLA CON SABOR A CAFÉ

lunes, 6 de marzo de 2017

Crítica de Logan


Considerada como la mejor adaptación de X-Men… en respecto a la trilogía de Wolverine, concuerdo aunque guardo distancia ante títulos como Días del Futuro Pasado y Primera Generación. En temática es impactante ver a estos superhéroes tan envejecidos que de por sí se quedan lejos de desarrollar su potencial al 100% como estábamos acostumbrados a ver.

Situada en 2029, en una era donde no existen los X-Men más que su legado a través de una homenaje a los comics. Logan no es el mismo desde el terrible incidente con Xavier ya que se encuentra oculto entre las sombras hasta que es llamado a la batalla a consecuencia de una niña vinculada a su mutación.

Este giro de sucesos inyectado por la decadencia es absolutamente bienvenida porque le da nostalgia a este de por sí sublime contexto. En sí se siente como una producción independiente, violenta y personalmente sangrienta. Hasta en ocasiones llega a ser frustrante ante el rumbo predecible de las decisiones tomadas.

De todas es la que mejor se ubica en los sentimientos de los protagonistas ya que los efectos especiales para variar pasan al fondo para darle énfasis a sus historias la cuales se tornan paternales en varios sentidos. No falta el humor aunque en sí, la tragedia de su contexto es intensamente representada con la edición de sus estables encuadres.

Después de El Caballero de la Noche Asciende, le seguiría Logan por darle ese tan merecido desenlace a un personaje que ha existido desde hace 17 años. Hugh Jackman entrega momentos viciosos que esperábamos y a su vez nos otorga una ingeniosa vulnerabilidad; nos engancha con su intrépida actuación que si resulta ser su última, se va con un estruendoso aplauso.

Deadpool habrá sido más robusta en la taquilla por Tim Miller, la inspiración en James Mangold es un poco distinta por las cabezas rodantes y miembros mutilados; en ese sentido su clasificación C brindó frutos. Mangold se fue al extremo y en sintonía con El Caballero de la Noche Asciende le da prioridad a la persona de Logan más que a su alter ego Wolverine.

Más el peso es mutuamente compartido con Patrick Stewart al entregarnos quizás una dura faceta de un Profesor X del cual tememos y sentimos un poco de lástima. La gran revelación sin duda es Dafne Keen como la misteriosa Laura porque su expresión brilla en pantalla y ni se diga al lado de Jackman durante las coreografías de batalla.

Desafortunadamente Richard E. Grant es desaprovechado como Zander al igual que Boyd Holbrook. Se nota el desempeño en sus respectivas áreas pero en comparación con otros villanos, sus antagonismos estás escasamente escritos. Cabe mencionar a Stephen Merchany cuya apariencia como Caliban representa el mejor maquillaje.

Sobresaliente en actuación y trama pero aún imperfecta dentro de su universo fílmico, sin embargo su edición y sonido compensaron su desértica cinematografía como la intensa acción lo hizo con su extensamente metódica narrativa. Como el último de los X-Men, Logan brinda una satisfactoria conclusión a la icónica leyenda de Wolverine.

Como dato adicional: mostró conciencia en lo ambiental, la clonación y el maíz transgénico. Fue esperanzadora con respecto a su desenlace y fiel al simbolismo, aunque su influencia mexicana es notoria al apoyarse en las instalaciones de investigación que yacen en nuestro país. No lo mejor como quisiéramos pero cruelmente no tan distante de la realidad pese a su ficción. 


domingo, 26 de febrero de 2017

Crítica de John Wick 2: Un Nuevo Día Para Matar (Chapter 2)


Intentando regresar a su retiro, John Wick se ve forzado a regresar a la acción a causa de un juramento de sangre hecho en el pasado. Ubicándose justo en el ojo del mafioso huracán, debe recurrir una vez más a sus habilidades legendarias en orden de cumplir con su misión y en el proceso sobrevivir de este círculo sin fin. 

Esta vez Chad Stahelski recibe todo el peso de la dirección debido a que su compañero David Leitch se encontraba ocupado planeando la siguiente Deadpool. De igual forma lo ayudó a producirla y en conjunto con el guionista Derek Kolstad se mantuvieron fieles a la naturaleza violenta derivada por este sugestivo e intrigante inframundo criminal.

Stahelski no recurrió a la formula sino la multiplicó por lo doble prestando suma atención a cada detalle de sus encuadres conforme captaba las intensas coreografías detrás de las persecuciones, peleas, disparos y cuchillazos. Al igual que la anterior, tenemos quebradero de cabezas y un gran salpicadero de sangre por doquier.

Es una travesía impresionante de experimentar porque prácticamente te deja sin aire y es imposible no contagiarse gracias a que el sentimentalismo continuó siendo el núcleo. Aunque sea a la brevedad, se percibe el conflicto interno en Wick. Dicho esto, la esposa sigue jugando un papel esencial en el moldeo de esta alma torturada.

Sigue sin perder la elegancia Keanu Reeves, interesante que esta proyección supere a las de Ethan Hunt y James Bond en cuestiones de presupuesto. El modo en que impulsa a Riccardo Scamarcio, Common, Ruby Rose, Ian McShane, Franco Nero, John Leguizamo y esencialmente Laurence Fishbourne, es de apreciarse y bastante.

El extenso entrenamiento en armamentos y combate táctico rindió frutos en Reeves porque logró trasladarse al siguiente nivel considerando las maniobras agresivas en las que se desenvuelve en las constantes secuencias de acción porque en definitiva son muchas y ninguna decepciona en lo absoluto, sino lo contrario, se superan entre sí.

Considerando de igual forma su cinematografía, la escena en la sección de los espejos en el museo es espectacular, los reflejos, los compartimentos secretos, la iluminación, el sonido y los efectos ópticos. Lo mismo va para las catacumbas, los exteriores de Roma, el concierto, la secuencia de la estación del tren  y ni se hable de la coronación de la hermana.

La calidad en su proceso de edición es increíble y por ende, imposible de no aplaudir ya que no bromeaban los críticos para variar. No cabe la menor duda de que JohnWick 2 hizo lo que las secuelas de Jack Reacher, Búsqueda Implacable, Spectre y Jason Bourne no pudieron hacer y fue exceder a la anterior.

Una secuela con el mismo calibre táctico de la primera y sin miedo a cruzar la línea. La formula no pudo haber estado mejor considerando la forma en que culmina ya que se puede sentir la adrenalina y el entusiasmo de ver lo que sucederá en la tercera parte, que sin duda la estaré esperando con emoción.  


domingo, 19 de febrero de 2017

Crítica de Lion: Un Camino a Casa


Estando en los barrios bajos, el pequeño Saroo le ayuda a su hermano Guddu y a su madre para poder sobrevivir. Siempre tan atento y responsable, decide acompañar a su hermano para un trabajo en las vías cuando accidentalmente éste se pierde iniciando una travesía de la cual te conmovedora de principio hasta el final por estar inspiradas en hechos reales.

Los riesgos por los cuales pasó este valiente niño de cinco años en una India tan caótica nos da una tremenda lección de vida ya que nos pone a cuestionar sobre los problemas que tenemos. Tras culminarse esta historia, no pude evitar sentir que hay problemas que realmente no ameritan tanta importancia como creemos, esto sí es realmente alarmante y una cuestión a analizar.

El guionista Luke Davies es un candidato seguro a recibir esta estatuilla el excelente grado de calidad humana que inyectó en esta compleja y  a su vez complicada adaptación sobre un crecimiento interrumpido, la adopción, la pérdida, la tragedia, la disfunción familiar, la crisis existencial y la búsqueda de identidad en base a un pasado en pausa.

El director Garth Davies nos presenta dos partes de esta sugestiva realidad, unificadas por la esperanza y equilibradas por los buenos actos tanto de fe como de acción humana. Tenemos oscuridad e iluminación. En ambos se nos muestra su contexto para comprender el posicionamiento de Saroo, todo por lo que pasó hasta reencontrarse. 

Me recuerda bastante a Slumdog Millionaire, inclusive mantiene la misma estructura y similar banda sonora pero tratándose de una historia real, su narrativa resulta mucho mejor por su enganche emocional e impactante suspenso. Aquí la catarsis es inolvidable y con eso, se asegura que la primera hora te deje boquiabierto y ni se diga del acto final.

La vida es terrible y bajo ninguna circunstancia el director lo suaviza, al contrario, se es fiel a los eventos descritos por Saroo Brierley quien bajo la interpretación de Dev Patel lo convierten en un favorito a robar en los Oscares porque sinceramente su actuación es así de madura como asombrosa.

Tampoco descartemos a Sunny Pawar como el niño Saroo ya que él solito se hace cargo de mantener en alto la primera hora. De todos los niños que he visto actuar, indudablemente este es de los mejores porque domina cada escena en la que aparece gracias a su espontanea intuición y física conforme se enfrenta a las dificultades de ser un niño callejero

No es de extrañarse que Nicole Kidman esté de vuelta en el juego de las nominadas, y con mucha razón considerando como en el papel de Sue Brierley nos entrega una faceta distinta a la que hemos estado acostumbrados. Una madre en toda la extensión de la palabra, es más, su puro rostro refleja esa tensión, preocupación y deseo de bienestar hacías sus hijos.

Quizás Rooney Mara esté en el fondo pero de igual realza a Patel ofreciendo una especie de paz y sincero humor para contrarrestar la tensión. En cuanto a David Wenham, no les será tan familiar pero su nobleza sigue siendo perceptible del mismo modo que lo hizo en El Señor de los Anillos: El Retorno del Rey y en Australia.

Culturalmente está bien representada y cinematográficamente no tuvo temor de mostrarse tal como es; la edición le da agilidad y movimiento haciéndola rítmica, el vestuario y la música benefician a la de por sí vulnerable atmosfera convirtiéndola en una adaptación de valor por su enorme corazón. Honestamente ¿qué estás esperando para verla y dejarte conmover?


viernes, 6 de enero de 2017

Recordando Lo Mejor de la Década: 2016 - Reconfigurado


Ha sido un buen desde que suspendí el blog para dedicarme solamente a las críticas, videos y podcasts en Hablemos de Cine. De igual forma no pude evitar anexar un breve resumen para su especial archivado dado que mi selección de las 10 películas esenciales de este año sin duda desencadenará reacciones de todo tipo.

No obstante, ante la reciente oleada de estrenos pendientes que apenas en febrero han llegado en montón a la cartelera, no he podido evitar hacer una reconfiguración esta lista hasta el grado de por primera vez extenderla a 12 porque tan así ha sido tan eficaz la programación como podrá analizar a continuación:

1) Rogue One: Una Historia de Star Wars
Taquilla Doméstica: proyectada en $ 500 millones de dólares
Taquilla Global: proyectada en $ 1 billón
Calificación: 10
Asombrosamente dolorosa es la forma en que describiría esta primera producción “independiente” de la Saga de Star Wars que a su vez funciona como una forma de reintroducirnos a esta ya familiar mitología viendo como culmina precisamente en el comienzo de original de 1977.

2) Belleza Colateral (Collateral Beauty)
Taquilla Doméstica: $ 28.6 millones
Taquilla Global: $ 50 millones
Calificación: 9
Sí eres de las personas que disfrutaron Julia & Julie, Bajo El Sol de Toscana, El Exótico Hotel Marygold o Comer Reza Amar, entonces Belleza Colateral es ideal para ti  independientemente de lo que piensen algunos gurús del cine. Concuerdo en que más que nada se desenvuelve como un melodrama pero en donde los gritos no superan a las emociones de un corazón roto.

3) Lion: Camino A Casa
Taquilla Doméstica: $ 40 millones, proyectada en $ 65 millones
Taquilla Global: $ 85 millones, proyectada en $ 125 millones
Calificación: 9
El director Garth Davies nos presenta dos partes de esta sugestiva realidad, unificadas por la esperanza y equilibradas por los buenos actos tanto de fe como de acción humana. Tenemos oscuridad e iluminación. En ambos se nos muestra su contexto para comprender el posicionamiento de Saroo, todo por lo que pasó hasta reencontrarse. Honestamente ¿qué estás esperando para verla y dejarte conmover?

4) Talentos Ocultos (Hidden Figures)
Taquilla Doméstica: $ 146.9 millones, proyectada en $ 180 millones
Taquilla Global: $ 170 millones, proyectada en $ 235 millones
Calificación: 9
Si tuviera que elegir a la ganadora por Mejor Película, indiscutiblemente seleccionaría a Talentos Ocultos y no sólo porque América lo necesita en estos tiempos difíciles sino porque su historia es esencialmente relevante para recordarnos que sin importar nuestro color u orígenes, todos tenemos la capacidad de alcanzar la grandeza siempre y cuando estemos unidos.

5) La La Land
Taquilla Doméstica: $ 136.2 millones, proyectada en $ 170 millones.
Taquilla Global: $ 342.1 millones, proyectada en $ 400 millones.
Calificación: 9
Para haber cumplido con el tono de grandeza de aquellas representaciones, muchos elementos como la iluminación, vestuario, edición, cinematografía, maquillaje, diseño y la composición estuvieron en perfecta sincronización con el elenco actoral de lo cual bajo la coordinación maestra de Chazelle hicieron de esta adaptación en un portal de esperanza para muchos soñadores.

6) Volando Alto (Eddie The Eagle)
Taquilla Doméstica: $ 15.8 millones
Taquilla Global: $ 46.2 millones
Calificación: 9
Inclusive lo poco que aparece Christopher Walken es suficiente para elevar aún más la tremenda catarsis lograda por Jackman y Egerton. Añadiendo a esto: los espectaculares escenarios, las tomas aéreas y acercamientos personales de los saltos, la música, ambientación y los efectos prácticos, Volando Alto es una producción cuyo título está perfectamente justificado.

7) Hasta El Último Hombre (Hacksaw Ridge)
Taquilla Doméstica: $ 65 millones
Taquilla Global: $ 137.1 millones
Calificación: 9
Es un relato duro por su extrema violencia fundamentada en el verdadero caos de una guerra. Pese a sus intensos efectos especiales, Andrew Garfield entrega una actuación digna de nominación al igual que su director Mel Gibdon porque sin duda la historia de Doss se ubica al tope de su propio género. 

8) Los Magnificos 7 (The Magnificent Seven)
Taquilla Doméstica: $ 93.4 millones
Taquilla Global: $ 160.4 millones
Calificación: 9
La reunión entre el trío estelar del Día de Entrenamiento brindó frutos en compañía de otros talentosos porque la readaptación de este clásico de 1960 resultó a la altura narrativa de Los Imperdonables y Pacto de Justicia. Dicho esto nos encontramos ante una ingeniosa fusión entre drama, acción e inesperado sentido del humor.

9) Sully (9)
Taquilla Doméstica: $ 125 millones
Taquilla Global: 234.8 millones
Calificación: 9
Altamente recomendable para toda la familia, sin excepciones, Eastwood entrega como lo ha venido haciendo desde Río Místico y Tom Hanks sigue confirmándose como el mejor actor de todos los tiempos. Básica, ejecutada con calidad y no tan complicada como hubiese esperado uno ante la inserción de vistazos en el pasado. Honestamente, no te la puedes perder.

10) Milagros del Cielo (Miracles From Heaven)
Taquilla Doméstica: $ 61.7 millones
Taquilla Global: $ 74 millones
Calificación: 9
Cualquiera que vaya a verla, se dará cuenta que el tiempo se dispara porque así de inmediato te atrapa sin atrever a soltarte. Especialmente por Jennifer Garner quien entrega una extraordinaria actuación y ni se diga de la pequeña Kyle Rogers, juntas nos desgarran el corazón. Es inevitable sentirse vulnerable y horrorizado, nadie lo desea pero existe y nos toma desprevenidos. He ahí la gran lección de tanto vida como fe.

11) Captain America: Civil War
Taquilla Doméstica: $ 408.1 millones
Taquilla Global: $ 1,153.3 millones
Calificación: 9
Imposible no salir con una gran sonrisa, inclusive los dos avances después de los créditos valen la pena la espera aunque estén de más porque en sí nos encontramos finalmente con una secuela de Marvel que duplica la fenomenal complacencia de Los Vengadores. Ahí justo a la par o un poquito mejor que El Soldado del Invierno y Guardianes de la Galaxia.

12) Buscando a Dory (Finding Dory)
Taquilla Doméstica: $ 486.3 millones
Taquilla Global: $ 1,027.9 millones
Calificación: 9
En cuestiones de efectos especiales y el sonido, la secuela sigue disfrutando de una hermosa cinematografía. No cualquiera puede duplicar la grandeza y favoritismo de la original a excepción de Pixar. Es una lástima que su siguiente adaptación sea la de Cars 3 pero entretanto, no se te ocurra perderte de Buscando a Dory porque te encantará.

Top Mentions:

Enemigo Invisible (Eye in the Sky)
No será tan inmensa en efectos especiales o edición, pero las secuencias de infiltración con los drones, las tomas satelitales y la intensa persecución están perfectamente elaboradas. Por tanto estamos ante un drama de suspenso incontenido con espectaculares actuaciones. No cualquiera puede adentrarse a este caótico contexto donde se te juega tu alma por causa de dos puntos de vistas que convergen.

Zootopia
No tiendo a ir al cine a ver las animaciones, ni mucho menos sí no provienen de Pixar, sin embargo Disney ha seguido sorprendiéndome con material que vale la pena revisar sin importar la ausencia física de actores. Hay animaciones cuyo contenido lo amerita y tal parece ser el caso para Zootopia la cual encuentro mejor ejecutada e intrigante que Deadpool.

13 Hours: The Secret Soldiers of Benghazi
Eso sí la acción no te decepcionará; tan intensa y constante, uno nomás no puede dejar de taparse la boca ante tal realismo infernal. Es tanto el interés generado por los personajes, sus miedos y sufrimientos se vuelven tuyos. Mezclándose con el fenomenal sonido y los efectos especiales, ni hablar, verdaderamente es una reliquia para su género.

Dr. Strange
Para mi asombro, esta historia no sólo entretiene sino diversifica el universo de Marvel con una dosis de innovación que en conjunto con su buen sentido del humor, dudo que pase desapercibida. Las recomendaciones comenzaran a fluir poniendo en marcha una secuela y asimismo, creando anticipación para Thor: Ragnarok debido a su gran referencia en los créditos.

Pasajeros (Passengers)
Entonces Pasajeros funciona más como un romance en el espacio cuyo tercer acto la torna en la épica producción de suspenso que muchos esperaban. Sin embargo son sus aspectos psicológicos y el desenvolvimiento personal lo que la hace diferenciarse del resto. Visualmente nítida y con una grandiosa química entre Pratt y Lawrence, es un drama espacial digna de nuestro tiempo.


No quedó tiempo pero si tienen oportunidad, tampoco descartó el acto de sobrevivencia controversial y emocional en tanto Silencio (Silence) como Horizonte Profundo (Deepwater Horizon), el fascinante retorno a sus raíces en Inframundo: La Guerra de Sangres (Underworld: Blood Wars), Emily Blunt entregando la actuación de su carrera en una de por sí intensa adaptación de La Chica del Tren (The Girl on the Train), la formidable interpretación de Hugh Grant al lado de la majestuosa Meryl Streep en Florence Foster Jenkins y finalmente El Bebé de Bridget Jones (Bridget Jones’s Baby) la cual considero la mejor comedia del año.